sustitucion de lunas en Sevilla

Conoce la sustitución de lunas en Sevilla

La sustitución de lunas en Sevilla es de lo más común. Puede que algunas personas piensen que un pequeño golpe que ha rajado el cristal sea de lo más normal, pero lo cierto es que dificulta la conducción y pone en peligro la seguridad de quienes están en el vehículo. Se recomienda reparar todos los golpes que se encuentren cercanos a la zona de visión del propio conductor, siendo habitual tener que cambiar la luna de nuestro vehículo.

Sustituir el parabrisas es mucho más eficiente en muchos casos que repararlo. Es muy sencillo cuando cuentas con los profesionales especializados en la materia. Talleres como Tintacar te ayudarán en la sustitución de lunas en Sevilla. Gracias a sus materiales y técnicas podrás volver a disfrutar de tu vehículo en cuestión de horas. Esto hace que sea mucho más fácil y cómodo, pudiendo utilizarlo en tiempo récord.

El proceso de cambio

  • Retirada del espejo retrovisor interior y protección de las superficies exteriores e interiores que puedan sufrir daños. En esta parte también entra la retirada de las escobillas y las gomas.
  • Quitar el adhesivo que refuerza la posición del parabrisas. Para poder hacerlo de forma eficiente habrá que usar una cuchilla especial.
  • Quitar el parabrisas dañado mediante la utilización de ventosas diseñadas para este tipo de trabajos.
  • Una vez que el cristal está quitado podrás quitar los restos de adhesivo que se encuentran en los marcos para que la superficie quede completamente limpia.
  • Una vez que se ha realizado todo este proceso, es hora de instalar el nuevo parabrisas.
  • Espera de unos minutos para que se fije el adhesivo y se asiente el cristal que ha sido sustituido. El tiempo variará en función del fabricante que se haya utilizado.
  • Instalación de los retrovisores y escobillas.

Este trámite suele durar de 2 a 3 horas desde el momento en el que los profesionales empiezan a trabajar con el parabrisas. En el caso de que le vehículo cuente con un sistema ADAS deberá de ser calibrado. Una vez que se ha cambiado la luna delantera habrá que evitar en las siguientes 24/48 horas todo tipo de golpes, el agua, el calor y otros elementos hasta que el adhesivo esté bien asentado.

Ir arriba